PUBLICACIONES

http://lucesenlasminas.com/

jueves, 11 de diciembre de 2008

LAS REALES FÁBRICAS DE SARGADELOS Y LA REAL COMPAÑÍA ASTURIANA DE MINAS. A través de la correspondencia (14)

  • Con motivo de la guerra contra Inglaterra se prohíbe la importación de sus productos, entre ellos las lozas, por lo que es un buen momento para producirlas aquí.
Se construyen cuatro hornos con ocho molinos para preparar los materiales destinados a la elaboración de las pastas, treinta estufas, almacenes, oficinas y otros servicios. Se intenta imitar la loza de Bristol. El primer director técnico fue José Antonio Correa de Saa, un portugués que posiblemente trabajó en la fábrica de Vale da Piedade. En 1829, en que se producían unas veinte mil piezas al año, cambia el director técnico, haciéndose cargo Hilario Marcos, en una etapa en la que no tuvo éxito cerrando la fábrica en 1832. Se vuelve a abrir en 1835, asociándose el sevillano Antonio de Tapia y Piñeiro. Dirige la fábrica un francés llamado Richard, al que acompañaban algunos obreros franceses, levantinos y andaluces. La sociedad Ibáñez–Tapìa dura hasta 1842. La arrienda Carlos Pickman, que en 1841 había comenzado a producir loza en su fábrica instalada en la Cartuja de Miraflores de Sevilla, pero posteriormente se anuló el contrato.
Sigue…
Publicar un comentario