PUBLICACIONES

http://lucesenlasminas.com/

lunes, 11 de octubre de 2010

EMPEZAMOS CON LOS “PIEZONES”


























Cuando llegamos a la sala, un polideportivo, donde se iba a celebrar al día siguiente la Feria de lámparas de mina en Bully les Mines, había pocos comerciantes con sus lámparas expuestas. Algunos no llegaron hasta el día siguiente.

Lo primero que me llamó la atención fueron tres lámparas que tenía un amigo coleccionista-vendedor. La pequeña del centro es una lámpara tipo Davy, frecuente en Francia y Bélgica y similar a las que se utilizaron en las minas asturianas, pero de tamaño mucho más pequeño.

Esta era una lámpara entera de latón por lo que su uso debió de ser para utilizar los geómetras e ingenieros de la época. Tenía la red interior original, algo que desgraciadamente nunca he encontrado en Asturias.


A su lado una lámpara fabricada por Cosset Dubrulle en Lille (Francia) de tamaño grande, pero fabricada entera en hierro, lo que la hace más frecuente que la misma fabricada en latón reservada o otros usos.


La otra, de mayor tamaño, es bastante frecuente en Francia y aparece en catálogos de la época de varios fabricantes de lámparas de seguridad. También en mi nuevo libro: Luces en las minas de Asturias: Lámparas de seguridad.


Todas ellas estaban allí con la misión de hacer intercambios con las mismas, aunque al final de la jornada siguiente recuerdo, que por la que me he referido en segundo lugar, me dio precio. Al final desaparecieron las tres, aunque bien pudieron bajar a ocupar un lugar debajo de las mesas.


Cuando acabé de ver estos piezones, ya vi aparcado al lado de una mesa este bonito ejemplar de candil de sapo francés tipo III, al que no debo de añadir adjetivos para destacar que se trata de un ejemplar muy raro.


Por último he de referirme a la preciosa lámpara de bencina, de fabricación polaca, firmada, tipo Wolf y datada en 1899. Era de especial belleza, y las fotos, no reflejan con objetividad la belleza de la lámpara. En 2.000 euros que ofrecieron por ella no la vendieron…

Publicar un comentario